INICIO  >   FEBRERO 2014: ENSEÑAN A TÉCNICOS DE “PROYECTO ANDALUCÍA” A SISTEMATIZAR EXPERIENCIAS

Enseñan a técnicos de “Proyecto Andalucía” a sistematizar experiencias

11 febrero de 2014

Un grupo de 16 técnicos del “Proyecto Andalucía”, que ejecutó la Dirección de Ciencia y Tecnología Agropecuaria (DICTA), con el apoyo financiero de la Agencia Andaluza de Cooperación Internacional para el Desarrollo (AACID), recibieron una capacitación sobre Sistematización de Proyectos.

El taller se desarrolló en el centro de capacitación Santa Catarina, La Esperanza, con el fin de fortalecer los conocimientos de los participantes en la temática de sistematización de proyectos, propiciar el aprendizaje colectivo a partir de la experiencia generada en el Programa de Apoyo a la implementación de Proyectos Agrícolas en el Departamento de Intibucá y rescatar lecciones aprendidas y las mejores prácticas desarrolladas en el mismo.

Henry Claros, coordinador del proyecto en la Región Lempa puntualizó, que este programa fue ejecutado durante el período de agosto de 2011 a agosto de 2013, con un presupuesto de 22,7 millones de lempiras auspiciados por la AACID, con el objetivo de contribuir a la seguridad alimentaria de 2 mil familias en situación de pobreza, provenientes de 6 municipios del departamento de Intibucá: Camasca, Yamaranguila, Colomoncagua, Masaguara, Concepción y San Isidro.

Además, en dos primeras fases se beneficiaron 1,600 familias de los municipios de Dolores, San Marcos de la Sierra, San Miguelito y San Francisco de Opalaca, durante el período 2010-2011.

Jeovany Pérez, director ejecutivo de DICTA asegura que el impacto del proyecto en las familias beneficiadas es concreto y visible ya que mejoraron su situación alimenticia y económica después de haber recibido semilla de granos básicos, hortalizas y pastos, fertilizante, plantas de frutales y café, silos, ecofogones, herramientas para la agricultura, alevines, aves, colmenas apícolas, sistemas de riego, capacitación y asistencia técnica. También fueron capacitados, organizados y legalizados en cajas rurales de ahorro y crédito.

Ante el éxito del programa, los técnicos han participado en la sistematización del mismo para registrar la experiencia y que sirva de modelo para desarrollar proyectos similares en todo el país.

RELACIONADAS

TODAS